Justicia

Qué se esconde detrás de los ataques que sufrió el juez Rozanski

rosansaki

En un país democrático un juez probo fue atacado. La intención era clara. Finalmente consiguieron el cometido: el juez Carlos Rozanski renunció a su cargo el 20 de octubre. 

Esta entrevista fue realizada hace unos días, cuando el ataque llegaba a su punto máximo de virulencia.

La pregunta imprescindible es en primer lugar si tienen razón de ser esas denuncias, si -como sucede en este caso la respuesta es no- la pregunta que sigue es ¿qué intereses se juegan contra estos jueces amenazados?.

El 24 de julio pasado un grupo de periodistas de Canal 13 informó que el Poder Ejecutivo había decidido “echar” a tres jueces federales. Jorge Lanata, Romina Manguel y Ernesto Tenembaun les recomendaban no tomar créditos en 12 cuotas, mientras exhibían muñecos y fotos que ridiculizaban a Rozanski, Eduardo Freiler y Daniel Rafecas. El único vínculo que los une es que los tres han tenido intervención en causas vinculadas a Papel Prensa.

Unos días más tarde en TN Nicolás Wiñaski avanzó con denuncias contra Rozanski que hablaban de viajes sin autorización, causas que prescriben en números alarmantes por falta de atención y hasta se lo acusaba de tener un “harem”, ya que el juez -según el periodista- es además de todo un seductor psicópata.

¿Quién es Carlos Alberto Rozanski?, ¿por qué se lo ataca con tanta virulencia?, ¿cuál es el futuro del juez federal multipremiado en su propio país y en el mundo por su decidida acción por Memoria, Verdad y Justicia?

El magistrado, que preside el Tribunal que condenó a los genocidas Miguel Etchecolatz y al cura Christian Von Wernich y realizó los juicios por crímenes de lesa humanidad de la Unidad 9, Circuito Camps y La Cacha, entre otros, se defenderá de las acusaciones formuladas hace seis años.

En su defensa, presentada en el Consejo de la Magistratura, Rozanski explicó en relación a la causa mencionada en los medios que no solo  “ESTÁ TODO CADUCO Y PRESCRIPTO: A poco que se examinen estas actuaciones, surge inocultable que se trata de expedientes ya tramitados (144/06 y 54/13), que no ameritaban otro tratamiento que su archivo.” Sino que –” lo que es más grave, se agravia a los millones de ciudadanos que aún creen que una justicia democrática es posible.

“Por todo ello, en honor al respeto por el proceso de memoria, verdad y justicia que tanto esfuerzo y dolor costó poner en marcha al pueblo argentino, se impone rechazar este nuevo intento de desestabilización, negación e impunidad”.

Rozanski es el primer juez federal nombrado por concurso por el Consejo de la Magistratura. Fue titular de la Cámara del Crimen de Bariloche donde vivió muchos años. Fue miembro del Consejo de la Magistratura de Río Negro. Como especialista en legislación sobre maltrato y abuso infantil, es el autor del libro “Denunciar o silenciar “. También es autor del texto de la ley que modificó el Código Procesal Penal para que niñas y niños víctimas de abuso sólo puedan ser interrogados por especialistas y en una Cámara Gesell.

“Las criaturas no pueden repetir situaciones sexuales no vividas”, repite en cada ocasión en la que es consultado, quien es pionero en la investigación de crímenes sexuales contra niñas y niños y rechaza con vehemencia y argumentos contundentes la existencia de un síndrome como el denominado de alienación parental. “El abuso sexual infantil es un fenómeno delictivo con características propias que lo diferencian de la mayoría de los restantes delitos del Código Penal”. 

Aliado imprescindible en el camino de los que no abandonan sus reclamos por cumplimiento de los derechos humanos es, hoy, una figura con reconocimiento internacional por ser uno de los magistrados que lleva adelante los juicios de Lesa Humanidad, aquellos en los que se juzga a responsables por el genocidio cometido en la Argentina por la dictadura cívico-militar entre 1976 y 1983.

Es seguramente por estos antecedentes que hablan de su interés por desentrañar los orígenes de las violencias y su relación con los modos en los que imparte o se niega justicia, que son tan numerosas las voces que se alzan en su contra. Quien ha protegido a las víctimas perseguidas se convierte en víctima de persecución.

La Facultad de Ciencias Sociales de la UBA expresa de un modo contundente su solidaridad pero también su preocupación porque presume que este ataque al que Rozanski está siendo sometido, pone en riesgo no solo su vida y la de su familia, sino también la continuidad de los juicios que no han concluido o los que aún no han iniciado.

Por eso expresa en un documento, “que la reactivación de la denuncia por maltrato laboral contra el juez Carlos Rozanski, -hecha hace seis años por el dirigente gremial y organizador de la conocida “marcha de los fiscales” contra la ex presidenta Cristina Fernández de Kirchner el año pasado – Julio Piumato,  ya fue desechada y hoy es desmentida públicamente por todos los empleados de su juzgado. 

Tampoco parece casual que sea víctima de una ofensiva el juez que, en soledad, ha sido uno de los pocos que abrió causas contra civiles, colaborando a avanzar judicialmente contra la pata civil y empresaria de la última dictadura militar, dice el documento. 

La preocupación recogida dentro de la Facultad de Ciencias Sociales por el clima de persecución política y mediática que están sufriendo tanto algunos jueces intachables hace eco de una demanda democrática de organismos, organizaciones y personas que individualmente se ofrecen a sumar su firma a un petitorio en defensa del juez, quien plantea en su escrito presentado en el Consejo de la magistratura que “desde el comienzo de las agresiones, la finalidad del cada vez más pequeño sector gremial que representa Julio Piumato ha sido el desaliento y sabotaje a los juicios por delitos de lesa humanidad que se comenzaron a realizar en el Tribunal a partir del año 2006 con motivo de la declaración de inconstitucionalidad de las leyes conocidas como de obediencia debida y punto final”

¿Por qué y quienes lo atacan?

Esta historia empieza hace varios años. Fui denunciado en el Consejo de la Magistratura por Miguel Etchecolatz. La denuncia fue rechazada, pero lo significativo es que Etchecolatz citó textualmente a Piumato… Esto es importante porque quiero hacer público que en el centro de este operativo mediático se encuentra Etchecolatz, quien desde la cárcel ha operado estos años de numerosas maneras. Y a eso se suma a la necesidad de algunos grupos de limar el prestigio de la ex presidenta Cristina Fernandez de Kirchner en el terreno de los Derechos Humanos.

La incidencia y el poder de Etchecolatz debe ser tenida muy en cuenta para la causa por la desaparición de Jorge Julio López. Hay un dato que no es menor, alguien, cuyo nombre por obvias razones no daré, que hoy está preso por amenazas  gravísimas hacia personal del tribunal y hacia mí fue detenido con tres armas de guerra cargadas y listas para el disparo y dos bolsos repletos de dólares. Amenazaba siempre con datos precisos acerca de nuestros movimientos o los de nuestras familias. Denunciado en los ámbitos correspondientes las investigaciones nos llevaron con el hilo conductor de los mails, a este individuo que en sus mensajes advertía que nos iba a pasar lo mismo que a Jorge Julio López. Esa persona escribió: “Mi único jefe y líder es Miguel Osvaldo Etchecolatz “ 

La finalidad del sector gremial que representa Julio Piumato, cada vez más pequeño, ha sido el sabotaje a los juicios por delitos de lesa humanidadEs por eso que no es casual que cada vez que se iniciaba uno de los juicios, aparecían sus secuaces con ataques feroces para desestabilizar y afectar la tranquilidad necesaria para este tipo de actividad. De muchos de esos ataques guardo las fotos que fueron presentadas en mi descargo. Frenar los juicios por crímenes de lesa humanidad para que no avancen sobre sectores que son de la sociedad civil y empresarial fue y es claramente el objetivo.

 ¿Cuál fue la reacción de la gente que conforma sus equipos?

Tanto entonces como ahora la sensación es de estupor, miedo, locura. Pasamos de no entender las amenazas y los ataques a unir piezas de rompecabezas con los nombres de los personajes involucrados en los juicios. La gente está mal pero muy unida. No es fácil llevar estos procesos adelante, con lo que se vive, lo que se escucha a pesar de los años transcurridos las heridas están abiertas para las víctimas

Tres periodistas comentan públicamente que el poder ejecutivo va a echar a tres jueces…qué sucede después de la emisión de PPT el domingo 24/07?

Dos semanas después, el representante del Poder Ejecutivo de la Nación en el Consejo de la Magistratura, Juan Bautista Mahiques,  impulsa las denuncias que motivan mi presentación en ese Consejo de la Magistratura.

Es importante saber quiénes son cada una de las personas que usted menciona  ¿Quién es Etchecolatz y qué relación tiene con Piumato?

Etchecolatz fue quien dirigió el centro clandestino de detención donde fue torturada Lidia Papaleo y la familia Graiver para que se confirme el traspaso de las acciones de Papel Prensa. A pesar de seis condenas por delitos de lesa humanidad, intentó conseguir el arresto domiciliario en su casa de Mar del Plata y casi lo consigue…aunque el Cuerpo Médico Forense dictaminó que estaba en condiciones de seguir detenido.

El Tribunal Oral Federal 1 de La Plata, con votos de los subrogantes Germán Castelli y Jorge Michelli y disidencia de Roberto Lemos Arias, se pronunció a favor de la domiciliaria en julio por la edad del represor, su hipertensión arterial y los riesgos de un ACV . El juez  Kreplac lo impidió. Aceptarlo, como explican representantes de la victimas, implica aceptar la estrategia de los genocidas.

¿Quién es Mahiques?

Es ex asesor de la Presidenta de la Comisión de Disciplina y previamente fue durante tres años secretario del juez Pablo Daniel Vega.

¿Quién es Piumato?

 Sindicalista, abogado y político. Secretario de Derechos Humanos de la CGT y Secretario General de la Unión de Empleados Judiciales de la Nación. Aliado del Kirschnerismo antes es hoy aliado de Macri. Si bien siempre hubo rumores acerca de acosos y promesas de cargos a cambio de sexo, esta vez tiene una denuncia pública, difundida en las redes sociales por el dirigente sindical Diego Alberto Palacios. Los mensajes en el teléfono de su pareja se hicieron públicos. Padilla podría expulsado del gremio por deslealtad. En ese sentido, parece haberse perdido la obediencia debida a un jefe sindical porteño que siente que todo le pertenece y esto incluye a las mujeres que le gustan. Pero las consecuencias siguen siendo: quien denuncia a un “capo” pierde. 

¿Quién es Verónica Michelli?  ¿Qué rol cumple en estas denuncias?

Se trata de una secretaria letrada del Tribunal que es cuñada de un famoso periodista de La Nación. Inicialmente ella se desempeñaba en el TOCF 2 de La Plata como empleada de su padre, el juez de Cámara Federal Jorge Michelli, suegro, a la sazón, de Hugo Alconada Mon,

Michelli conoce bien el concepto de confidencialidad obligatoria, sin embargo difundió en el diario La Nación con la firma del periodista la identidad y datos sensibles en un caso sobre alguien que había solicitado refugio a nuestro país. Este antecedente explica que Alconada Mon publique un twit  con el siguiente texto: “Ruta del dinero K: ordenaron la excarcelación del valijero Leonardo Fariña tras dos años detenidos en La Plata” (SIC)

La notificación a la defensa de Fariña y a las partes salió tres horas después del twit, esto consta en el sistema de la Corte -Lex 100- y  por cuestiones de seguridad no puede ser adulterado, convirtiéndose así en prueba de la connivencia de Michelli y su padre con el diario La Nación. No casualmente este fue el juez que en mi ausencia votó la liberación de Fariña. 

Parece una película…En la televisión Winaski dice todo lo que dice…

Si con total impunidad no solo dice lo que dice sino que lleva como testigo calificado a un hombre a quien conozco muy bien, Coco, y de quien no voy a hablar públicamente, salvo para decir que su denuncia no se sostiene. Habló mucho de Valdez Wibber diciendo que trabajaba para mí y la verdad es que yo ocupé el lugar que él dejaba, jamás trabajamos juntos en el Tribunal. Yo ocupo, por concurso, la vacante que él dejó.

La operación incluye a otros periodistas, esta vez no en TN sino en Clarín. Inventar un encuentro con Julián Álvarez en el Pasaje Rodrigo o señalarme como el cerebro de Justicia Legitima cuando yo no soy parte de ese colectivo… El Sr. K de Kafka. Si alguien quiere pegarle a Cristina en su gestión más prestigiosa que son los avances en los juicios y en los derechos humanos la estrategia es, obviamente, ensuciarme a mí.

¿Cuáles fueron las reacciones frente a la difusión de los ataques?

Cuando Piumato comenzó su campaña, la agresividad llegó a tal extremo que debió tomar intervención la Relatora Especial sobre la Independencia de Magistrados y Abogados (Gabriela Knaul) y la Relatora Especial sobre la situación de los Defensores de los Derechos Humanos de la Organización de las Naciones Unidas, Margaret Sekaggya.  El máximo organismo internacional expresó al Estado Argentino su preocupación por mi seguridad y la de mi familia. También hizo expresa mención a la labor de desestabilización que estaría realizando un “sector minoritario de empleados del Tribunal” y menciona expresamente al “Sr. Piumato, Titular de la Unión Empleados de la Justicia de la Nación (UEJN)”, vinculándolos a tareas de sabotaje de los expedientes por delitos de lesa humanidad.

En el país rápidamente se expresaron públicamente una serie de organismos y organizaciones en repudio a la persecución y brindando apoyo jurídico explícito, presentaron sendos “”Amicus Curiae” (amigos del tribunal) mediante los cuales avalan de manera expresa la defensa presentada por Rozanski; Abuelas de Plaza de Mayo, con firma de su titular, Estela de Carloto y Florencia Saintout, en su carácter de Decana de la Facultad de Periodismo y Comunicación de la Universidad Nacional de La Plata

En igual sentido, se han presentado Adolfo Pérez Esquivel, Premio Nobel de La Paz, Nora Cortiñas, de Madres de Plaza de Mayo Línea Fundadora, Julián Domínguez, ex Presidente de la Cámara de Diputados de la Nación, entre otras personalidades. Y miles y miles de firmas.

Está claro que el proceso de Memoria, Verdad y Justicia está en riesgo. Tal vez sean los momentos de la historia en los que la sociedad pueda mostrar que no quiere volver al mismo horror que estos juicios han develado. El país en los que hubo centros clandestinos de detención, 30.000 desaparecidos, bebés robados que hoy son varones y mujeres que las Abuelas aun buscan, el país en el que militares, civiles y empresarios pactaron primero acciones y luego silencios es también el país de los juicios de Lesa Humanidad a los Genocidas y sus socios. Ese que nos emociona y nos repara. Ese que el mundo mira.

 

Liliana Hendel

Liliana Hendel

Me recibí formalmente de Psicóloga y la vida me convirtió en Periodista. Feminista en cualquier circunstancia. Tengo la alegría de haber llevado los temas de géneros al ámbito de los noticieros en la televisión abierta. Me honraron con menciones y premios. Sigo, a pesar de las resistencias, porque lo personal es político y la historia la escribimos cada día. Esta vez no permitiremos que la borren.

1 Comentario

Click aqui para dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *